Hipospadias

Se trata de una malformación tanto urinaria como genital definida por dos elementos: un defecto ventral de la uretra y una incurvación ventral del pene; ambos elementos pueden comportar grados muy diversos.

El meato urinario no se localiza al final del glande, sino en algún punto entre éste y el perineo. La gravedad de la malformación depende precisamente de la localización del meato: más distal (más cerca del glande, por tanto más leve) o más proximal (más cerca de la base del pene y por tanto más grave).

Hipospadias leve anterior a la intervención
Hipospadias leve antes de la intervención
Hipospadias leve postintervención
Hipospadias leve posterior a la intervención

El hipospadias va a impedir al niño realizar una micción normal y la incurvación asociada dificultará las relaciones sexuales en el futuro, por lo que debe ser operado. Esta patología se interviene generalmente a partir de los dos años de edad. En ocasiones se precisa una estimulación hormonal previa a la cirugía para facilitar la intervención. Es importante tener en cuenta a la hora de la reparación tanto el aspecto funcional como el estético.

Hipospadias grave previo a la cirugía
Hipospadias grave antes de la intervención
Hipospadias grave previo a la cirugía
Hipospadias grave antes de la intervención
Hipospadias grave postintervención
Hipospadias grave posterior a la intervención

Explicación impartida por Dr. Daniel Cabezalí Barbancho

Formulario de contacto

¿Tienes alguna duda?

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies